miércoles, 20 de octubre de 2021

RESCATE DEL MES: MASCARILLA

 

Hablando con las compañeras que normalmente participamos en la iniciativa del “rescate del mes” propuesta por Mariflo y sus potis y La Pinturera, las propuse rescatar una mascarilla para este mes. Así que en octubre ha tocado ponerse las pilas con el cuidado facial extra que tan olvidado tenía hace meses.


Lo cierto es que salvo una mascarilla hidratante de Dermolab que uso cada semana por su gran facilidad a la hora de aplicarla y retirarla a la mañana siguiente, he olvidado por completo darme esos cuidados extra. Y aunque soy muy fiel y rigurosa en mi rutina de cuidado facial tanto diurna como nocturna, no lo he sido con el tema mascarillas y creo que tras el verano mi piel ha agradecido que la cuide un poco más durante este mes.


Podría haber rescatado cualquier mascarilla para este rescate, pero la elegida, en tres ocasiones, ha sido la mascarilla magnética de Beauty Concept. Es una mascarilla purificante, reenergizante y antiedad gracias precisamente a esas propiedades magnéticas que tiene su fórmula a base de hierro. Según parece esto ayuda a reducir los signos de envejecimiento.


Es muy curioso el modo de aplicación que tiene. Aplicamos el producto, que es de color gris oscuro, sobre el rostro limpio, lo dejamos actuar unos 15 minutos aproximadamente y después lo vamos retirando con el imán que trae. Nada de agua. El imán debemos envolverlo o bien con un pañuelo o con film transparente y lo vamos pasando, sin tener contacto con la piel, por donde habíamos aplicado la mascarilla. Se va llevando el producto, junto a las toxinas de nuestra piel, y se va quedando en el propio imán. Diferente y curioso es cuanto menos.


Después de haberla usado más de continuo os doy algunas pautas que he notado. Por un lado, el mini aplicador que viene con todo el kit es muy incómodo de utilizar y yo veo imposible extender con él una capa uniforme. Es de plástico duro y se hace difícil depositar todo el producto en la piel. Mejor usar una brocha específica para mascarillas que tengamos por casa para que todo quede bien homogéneo, aunque también cuesta algo más que cuando aplicas una mascarilla más convencional.
 


Por otro lado, para retirar toda la cantidad con el imán necesitamos ir cambiando el trozo de papel envolvente porque se acumula mucha cantidad de producto en el imán. Yo al menos no he podido “limpiar” toda la piel de una sola vez. Y es más, nos dicen que no debemos tener contacto con la piel al hacer esto, pero en ciertas zonas yo sí he tenido que apoyar el imán en la piel para que lo quite del todo (en especial en la nariz). También os digo que en mi caso no he notado ningún tipo de reacción en la piel al hacerlo. No sé las pieles sensibles si sufrirían algo. Puede parecer un proceso algo lento y pesado pero a mí me ha resultado incluso más sencillo de quitar si lo comparo con otras mascarillas de las que se quedan muy pegadas.



Después de retirarlo todo con el imán podemos masajear el restante de aceites y minerales esenciales que nos han quedado y enjuagarnos con agua. Yo lo que he hecho en realidad es masajearlo y dejar que penetre bien en la piel durante al menos media hora. No lo he aclarado de primeras porque creo que así sigue actuando por más tiempo. En este punto notaréis la piel muy jugosa y luminosa. 


Y una vez la aclaramos con agua y la secamos, el resultado final ha sido una piel muy bonita, lisa, con los poros más disimulados... A mí me ha gustado mucho retomarla, la verdad. Tanto que he sido constante cada semana con ella. 

¿Y vosotras sois constantes con los cuidados extra? Os animo a que este mes rescatéis con nosotras una mascarilla y me contéis qué tal os ha ido.

martes, 12 de octubre de 2021

HAUL VARIADO DE ROPA Y COMPLEMENTOS

 

Nuevamente vengo a enseñaros algunas prendas de ropa que me he comprado en los últimos meses. Aunque veréis alguna prenda de verano (ya siento la tardanza en publicar el post…) la mayoría son artículos más abrigados ya para la estación que estamos. Así que espero que si algo os gusta podáis adquirirlo aún en las tiendas.

Lo primero que os quiero enseñar son mis prendas favoritas del momento. Quizá para alguien no sean más que una sudadera y una camiseta pero quien me conoce sabe mi amor por El Rey León, así que cuando vi en Primark esa sudadera y esa camiseta con el dibujo de Simba me enamoré. Es que además el diseño me parece precioso, de verdad. La sudadera es amplia, bastante gruesa, con capucha y el típico bolsillo central y es de un color verde que me encanta. No tenía ninguna prenda en estas tonalidades, así que estaba claro que me la iba a comprar. Además, su precio era sólo de 12 euros.

La camiseta sí es más básica, con el dibujo de Simba de pequeño también, de manga corta y en un color crudo. Suelo preferirlas blancas pero precisamente también me gustó porque así era diferente a lo que tenía ya en el armario. En este caso su precio fue de 6 euros.

En Sfera vi que los pantalones largos vaqueros lisos estaban muy baratos, a 11,99 euros rebajados - valían 25,99 euros -, así que me animé a comprar uno negro y otro en azul marino oscuro. Son pantalones normales, sin ningún roto, de pata recta y no son excesivamente gruesos. En la tiendan los llaman “Ultra ajustado” y sí que ajustan pero tampoco son incómodos de llevar. Cuentan con un par de bolsillos delanteros y otros traseros y tiene la opción de añadir un cinturón. Son básicos, básicos pero me han resultado muy cómodos de llevar.

Os muestro también un pantalón corto verde que adquirí en rebajas en Springfield y que, obviamente ya no me puedo poner con el tiempo que tenemos ya, pero que me he usado muchísimo en verano. Era muy cómodo de llevar porque las perneras se iban ensanchando y, además, tenía una largura ideal para mí. Tiene dos bolsillos que cierran con un botón pero en los que sí podemos meter cosas. Y lleva su propio cinturón incorporado para darle un toque más especial al look si queremos. Eso sí, es un cinturón que no podemos quitar, viene cosido al propio pantalón por la parte trasera. Su precio fue de 12,99 euros.


Vamos ahora con los
complementos y volvemos a hablar de Sfera donde me compré este trío de cinturones. Yo siempre necesito llevar cinturón así que al final se me van rompiendo del uso y en ocasiones me he visto en la necesidad de tener alguno más fino que entrara bien por las cintas. Vi estos tres en la tienda, y que sólo valían 5,99 euros y me los llevé. Así tengo variedad de tonalidades también para combinar con mis prendas.

En Parfois me enamoré de este bolso. El estampado me pareció muy bonito para llevar con prendas otoñales. Además, creo que tiene el tamaño justo para poder llevar todo lo que yo suelo meter en mis bolsos y cuenta con multitud de compartimentos para tenerlo todo más organizado: el central más amplio (con su correspondiente bolsillito interior), otro central más pequeño, en los laterales… La correa tiene agujeros para poder ajustarla a la medida que quieras. Su precio fue de 23,99 euros y tenéis también mochilas y carteras con este mismo estampado.

Y según iba a pagar vi un par de horquillas rosas que me parecieron muy baratas (3,99 euros) pero, sobre todo, las noté muy resistentes y fuertes. Y es algo que con toda la cantidad de pelo que tengo, necesito. A priori me parecieron así pero una vez puestas en mi cabello se terminan cayendo como me pasa con todas. 

Y de calzado únicamente os enseño mis nuevas zapatillas favoritas. Son de Lefties y tienen un dibujo de Mickey Mouse en ellaterl que me encanta. Son blancas enteras a excepción de una parte rosa empolvada en la parte del talón. Su precio fue de 22,99 euros y tenéis dos modelos a elegir con un diseño de Mickey. 


También me he estrenado con una tienda online que se llama Masqguapas porque me enamoré de esta chaqueta vaquera larga. Sé que es una prenda que en mi ciudad poco tiempo voy a poder usar porque en seguida necesitamos abrigo gordo pero me pareció tan bonita que me quise hacer con ella y desde que la tengo no me la he quitado. Tiene un largo de 82 cm. y toda la parte delantera va abotonada. Estaba con un pequeño descuento en la web y se me quedó en 24,75 euros. Os dejo el link


Aprovecho también para mostraros una nueva carcasa de móvil que adquirí en Aliexpress. Muchas veces voy con el móvil en la mano y quería probar con estas fundas que tienen cordones, así que me animé con este diseño floral. Los acabados están muy bien, se la ve resistente y en ese sentido no tengo ninguna objeción al respecto. Pero me he dado cuenta que realmente estoy incómoda con este formato de cuerdas, al final noto que me carga mucho el cuello y prefiero no llevar el móvil así. No hay problema porque se pueden quitar los cordones y seguir usando la carcasa por sí sola. Su precio es de 3,60 euros y os dejo el link aquí.

Y creo que no os mostré mi última correa para el reloj que también he adquirido en Aliexpress y que no me quito. Me encanta el estampado que tiene y se ajusta muy bien a mi reloj Amazfit Bip. Su precio fue de 1,74 euros y os dejo el link de compra aquí. 



Éstas son las últimas compras que he realizado de moda y complementos y creo que en una temporada serán las únicas porque me he dedicado a hacer limpieza de armario y he visto la gran cantidad de ropa olvidada que aún puedo usar. Pero si peco con algo no os preocupéis que os lo enseñaré por aquí o por las redes sociales. ¿Qué os han parecido mis compras? ¿Qué es lo que más os ha gustado?

martes, 5 de octubre de 2021

REWIEW, SWATCHES Y LOOKS DE LA PALETA DE SOMBRAS 24K GOLD DE REVOLUTION PRO

 

Hoy nos toca conocer más a fondo la última paleta de sombras que ha entrado en mi tocador: 24K Gold de Revolution Pro, una paleta con 18 sombras de ojos en tonos dorados y marrones mayoritariamente, claramente inspirada en la hora dorada.



Antes de ver los swatches de cada una de las sombras, hablemos sobre el packaging. En una caja de cartón viene resguardada la paleta en cuestión. Que es también de cartón pero más duro y resistente. Incluye un papel transparente protector y un espejo que ocupa toda la tapa.

No viene imantado el cierre pero no creo que haya ningún problema de seguridad en ese sentido. Tanto en la caja como en la propia paleta vemos por detrás numeradas las sombras del 1 al 18 y además nos indican alguna especificación de algunas de ellas con un*. Aunque las vemos numeradas también encontramos que cada una de las sombras tiene un nombre debajo.


Aunque os he dicho que es una paleta con 18 sombras, en realidad son 17 sombras de diferentes tonos y acabados y una extra en crema pensada para usar como base antes de aplicar las sombras en polvo en el párpado. Personalmente no me convence que añadan este tipo de producto en ninguna paleta porque yo necesito una prebase de sombras más específica que evite que me salgan pliegues en la zona de la cuenca.


Está inspirada en el resplandor de la hora dorada y aunque es evidente que los tonos dorados tienen gran parte del protagonismo en esta paleta también encontramos sombras cálidas, frías, suaves, intensas… una variedad muy prometedora. Desde luego que me ha dado mucho juego a la hora de realizarme maquillajes, ya que podemos hacer looks más suaves, más de diario, en diferentes tonalidades, o bien más potentes con ciertas sombras o con los glitter que incluye.


Las sombras mates se difuminan muy bien y, además, también tienen muy buena pigmentación, como el resto de texturas de la paleta. No decepciona ninguna. En cuanto a los pigmentos prensados o los glitter van bien incluso sin una prebase específica, pero, por supuesto, si la tenéis mejor si la usáis para potenciar aún más esos brillos que tienen.

Me gusta que tiene también la clásica beige mate para aplicar en el hueso de la ceja y, aunque no incluye ningún negro sí contamos con sombras oscuras marrones, moradas o burdeos que nos sirven para ese efecto de oscurecer. Y que yo, personalmente, uso mucho más que un negro.

Y aunque me encantan las tonalidades que trae también os digo que me parece que hay alguna que otra sombra muy muy parecida entre sí en la misma paleta. Y, de hecho, en los maquillajes que me he realizado no he notado diferencias significativas ni en acabado, ni en color, ni en la forma de trabajarlas; dejando dos looks prácticamente iguales.

Para mí, las que difieren muy poco entre sí son las dos mates rojizas, Strike y Coin. También tendríamos Auric y Medal que en la paleta pueden verse bastante distintas entre sí pero que si veis el swatch podréis comprobar que son muy similares también. Y, por último, podríamos mencionar también Treasure y Bullion, aunque ésta última quizá es más intensa en cuanto a brillo.

Os dejo en el post unos cuantos maquillajes que me he realizado con ella y que he podido fotografiar para que veáis lo versátil que puede ser.










Su precio es de 12,99 euros en Maquillalia y me parece que está estupendamente para el resultado que me da y para la cantidad de sombras que trae. Cada una tiene un gramo de producto, es cruelty free y vegana. Se ha convertido en unas de las paletas de sombras que más he usado en los últimos meses y si os gustan este tipo de tonalidades os la recomiendo al cien por cien pese a esos pequeños apuntes que os he ido dando a lo largo del post.

¿Qué os ha parecido? ¿La conocíais? ¿Con qué look os quedáis?

martes, 28 de septiembre de 2021

PRODUCTOS TERMINADOS DE ROSTRO (VOL.43)


La papelera de productos terminados va llenándose cada vez antes, así que toca hacer un nuevo repaso de los productos que he acabado últimamente. En esta ocasión dejamos aparcado el maquillaje y nos centramos en cosmética de rostro exclusivamente.


Productos para el desmaquillado nunca faltan y, normalmente, suelen ser los mismos porque repito una y otra vez. Pero hoy vamos a variar un poco. En primer lugar os enseño el gel limpiador facial Skin Cleanser de NutriBiotic. Os reconozco que no lo he usado para limpiar el rostro por las mañanas como hacía antes porque ya tiene mucho tiempo y me daba miedo algún tipo de reacción en la piel, así que lo he usado como jabón para limpiar los discos reutilizables una vez me he desmaquillado y ayudaba bastante en su limpieza. Pero recuerdo que su función de limpieza del rostro la cumplía. Es un gel que no hace espuma pero que sí notas cómo arrastra la suciedad generada. Era muy respetuoso para las pieles sensibles.

El agua micelar de Garnier siempre aparece porque me gusta usarlo como primer paso de mi desmaquillado de rostro. He llegado a usarlo sólo en circunstancias en las que apenas iba maquillada pero si voy más “recargada” necesito otro paso extra para que elimine el cien por cien de todo el maquillaje.

Para los ojos en esta ocasión os muestro el desmaquillante bifásico de Ziaja. No había el de Garnier cuando necesité reponer y me animé de nuevo con éste del que recordaba tener buena experiencia. Y no me he equivocado. Funciona de maravilla, tanto que igual hasta repito más  menudo con él. Lo que sí me ha parecido es que me ha durado menos tiempo (o yo me he maquilado y desmaquillado más últimamente…) Tiene un precio muy bueno y es muy recomendable.


Como os comentaba antes, yo hago una doble limpieza del rostro y ésta consiste en añadir un segundo desmaquillado con alguna manteca o producto similar. He terminado un par de ellas y os cuento mis impresiones. La primera es la loción limpiadora nutritiva de manteca de la gama Nutri Focus de Douglas. Os hablé de ella en un post de rutina y ya os comenté que su textura tan aceitosa al emulsionar con agua me resultaba muy incómoda de aclarar. No me parece mal producto en cuanto a efectividad pero no repetiría porque no la siento tan agradable y práctica como otras.

La otra que he finalizado pero que, por el contrario, sí me ha encantado es la manteca desmaquillante de camomila de The Body Shop. Solía guardarla para viajes por el formato tan cómodo que tiene pero en vistas de lo poco que estaba viajando durante este último año decidí terminarla para que no se estropeara. Sólo tienes que coger un poco de producto con los dedos y, a círculos, extenderla por el rostro para que se convierta en una especie de aceite (no tan untuoso como el anterior) que ayuda a retirar y deshacer el maquillaje. Luego hay que aclararlo con agua pero en ese caso no es algo dificultoso como con la de Douglas. Es súper eficaz incluso con el maquillaje de ojos.

Y en tercer lugar podéis ver en la latilla restos del disco desmaquillante reutilizable “7 to 3” de Lush, que ya visteis en su correspondiente haul. No repetiría con él porque realmente “intacto” sólo me duró una semana, después se iba rompiendo a trocitos y se hacía imposible desmaquillarse con él. Además, tampoco lo veo muy higiénico porque tras su uso no conseguía limpiarlo al cien por cien. El rostro me lo desmaquillaba bien pero para los ojos se quedaba muy corto. Por todos estos defectos, además de que salía muy caro para lo poco que ha durado, es un producto con el que no repetiré jamás pese a que el concepto me gustaba mucho.


Me he aficionado a los sérums faciales y os lo demuestro acabando no uno, si no dos. El último que ha finalizado es el sérum Booster hidratante 72h de la línea que contiene ácido hialurónico de Dermolab. Era un sérum que proporcionaba gran hidratación (hasta 72 horas nos dicen) a la vez que combatía los signos visibles del envejecimiento en la piel. Aunque se podía usar como tratamiento por sí solo, como prebase de maquillaje para aumentar du duración o mezclándolo con nuestra hidratante, yo sólo lo he hecho de la primera forma y me ha gustado mucho la sensación de frescor y calma que me aportaba. Además, se absorbía rápido y no dejaba sensación pegajosa. Pero lo más notable es que la piel estaba hidratada todo el día. No os aseguro lo de las 72 horas porque yo me reaplicaba día a día y no he comprobado este dato (aún así me parece exagerado).

El otro que he acabado, y que también me ha ido muy bien, es el Sérum Diurno de Vitamina C y E de Yeouth. Con él no sólo hidratábamos el rostro, si no que también conseguíamos mejorar el tono y la textura. Mientras lo usaba tenía la piel en muy buen estado. Éste sí me la dejaba algo más pegajosa pero una vez asentado podía aplicar mi crema sin problemas.


En cuanto a cremas faciales os voy a mostrar tres acabadas. Bee Venom Cream de Beuty Concept la usaba tanto de día como de noche, aunque preferí dejarla luego para la rutina nocturna porque su textura era algo densa y por las mañanas prefiero algo más ligero. De hecho la notaba más nutritiva que hidratante. Es una crema que trata de revitalizar y renovar la piel dando un aspecto natural y joven y considero que sí lo ha cumplido en mi caso.

La crema más ligera que incluí por las mañanas es precisamente el Gel Ultra Hidratante 72 horas de Dermolab. Su textura gel era una gozada de aplicar y me dejaba un efecto refrescante sobre el rostro muy agradable. Está destinada a pieles normales a mixtas y, personalmente, para mi piel mixta – grasa iba genial. Tened en cuenta si vuestra piel es seca cuando hablo de mi experiencia. Ésta también contenía ácido hialurónico multimolecular y era anticontaminación, como el sérum de que os he hablado anteriormente de la línea de cosmética de Deborah Milano.

Y una tercera crema facial terminada es el protector solar para pieles sensibles, normales o mixtas de Avène. Lo único que me ha terminado de convencer de este producto es que es SPF50+ y me ha protegido de los rayos solares en ese sentido, pero era incómodo de aplicar: denso, difícil de extender, dejaba la cara blanca… No repetiría con él.


Termino hablándoos también de dos contornos de ojos. El primero es Wonder Eye Cream de Balance Me, un tratamiento para el cuidado de los ojos hidratante, iluminador y calmante diseñado para tratar las sombras oscuras, reafirmar la piel y reducir la hinchazón. Será que no preciso tratar tantos aspectos en esa zona porque es un contorno que me ha dejado bastante indiferente. No lo he notado especialmente hidratante y es lo que más busco para la zona, así que no me ha llamado mucho la atención.

Son embargo, la crema de contorno de ojos y labios efecto lifting de Dermolab me ha resultado mucho más fresca y me dejaba ambas zonas más suaves y lisas. La textura era ligera y cómoda de aplicar tanto en el contorno de los ojos como en el de los labios, zona en la que nunca había usado un producto específico.



Ya tengo más productos acabados de “ducha”, así que en breve tendréis otro post similar y espero que os resulten útiles para conocer mi opinión final sobre ellos. Me encantará saber vuestra experiencia si los habéis probado porque puede ser diferente y aportar algo nuevo a quien esté leyéndonos.

martes, 21 de septiembre de 2021

RESCATE DEL MES: MARCA ANTIGUA QUE FUE UN BOOM EN EL PASADO

 

Tras un breve parón de un mes con el rescate del mes, mis compañeras han vuelto a retarnos a rescatar un producto. En esta ocasión, más que un producto han pensado en una marca antigua que fue un boom en el pasado y que, quizá, en estos momentos no se la ve tantos por estos mundos maquillísticos.

Creo que a la inmensa mayoría de las que me estáis leyendo se os habrá venido a la memoria la misma marca: Sleek. En mis inicios en el mundo del maquillaje me encantaba porque era una marca que ofrecía gran variedad de productos a un precio muy asequible. Y, además, si leéis las reviews antiguas de mi blog encontraréis buenas opiniones sobre ellos casi en su totalidad. Y digo casi porque me vais a perdonar pero ya no doy más oportunidades a sus labiales líquidos Matte Me. Podría haberlos rescatado también, pero ya los he seguido probando en más ocasiones y siguen sin funcionarme bien.

Sin embargo, tenía muy buen recuerdo de las paletas de sombras iDivine, así que es uno de los productos que he rescatado este mes. Tengo infinidad de ellas. Yo creo que paleta que salía, paleta que me compraba independientemente de las tonalidades que traía… Pero es cierto que algunas las he usado mucho más que otras. Así que decidí rescatar algunas de las que sabía que no había aprovechado tanto en su momento.


Una de ellas es “On the horizon”, una paleta de edición limitada con colores muy otoñales: naranjas, verdes, marrones e incluso azules. Me parece muy completa en cuanto a tonalidades. De hecho, teniendo esa gama cromática no sé por qué no la saqué más partido. En especial me gustaban los verdes, así que de cabeza me he lanzado a realizarme un look con el metalizado y el de acabado mate que me parece precioso. 


En mi recuerdo estaba que su pigmentación no era tan espectacular como en el godet pero en este rescate de verdad que no he tenido esa sensación para nada. Quizá es fruto de las prebases de sombras o de los pinceles, pero me ha pigmentado muy bien.


Otra de las paletas que he rescatado y que apenas la había dado uso es “Río, río” y estoy encantada de haberla sacado a relucir porque me ha permitido realizar maquillajes que no suelo hacerme y que me han encantado. Es una paleta de tonos vivos inspirada en Río de Janeiro con sombras mates, metalizadas y con shimmer en una gran variedad de colores. 


Todas las paletas me han funcionado bien pero ésta en particular me ha sorprendido para bien porque incluso las mates tienen una pigmentación buenísima en todo el párpado. Es una de las que más veces he utilizado durante este rescate, aunque aquí sólo os muestre un maquillaje con ella. 


Y un tercer rescate en cuanto a paletas de sombras de Sleek ha sido “Arabian nights”, 12 sombras pensadas para looks ahumados. Como no suelo maquillarme de unos tonos tan oscuros es una de las paletas que se quedaron más en el olvido. Aun así, para amantes de los ahumados, me parece espectacular por la intensidad y por la gama tan completa de colores que ofrece. 

Eso sí, aquí tenéis que tener en cuenta que no contamos con sombras mates para las transiciones, iluminar… sólo viene una marrón oscura. Deberíamos recurrir a otra paleta u otras sombras individuales para ello.

 


Otro semirescate de Sleek son los tríos de coloretes de Sleek o “Blush by 3”. Os reconozco que varios de ellos los he seguido usando en estos años, en especial los tríos de contorno, colorete e iluminador “Face Form” que me parecen muy prácticos ya que son un 3 en 1 para el rostro perfectos. Incluso les veo posibilidades para usarlos como paleta de ojos también porque con el polvo de contorno podemos hacer las transiciones, dar luz con el iluminador y maquillar en coral los ojos con el polvo del colorete. El mío es el tono 373 Light pero lo había en otros más oscuros.


Pero de nuevo he intentado rescatar alguno que compré en su día con mucha ilusión y que, después, se ha quedado más olvidado en el cajón que el resto. Es el caso de “Sweet Cheeks” de la colección de edición limitada “Candy Collection”. Son tres coloretes en tonos rosados-malva pero con diferentes acabados: el primero de ellos en crema, el segundo en polvo y el tercero con algo de shimmer. Creo que no le he usado porque son tonos potentes, muy pigmentados y que pueden asustar algo de primeras, pero trabajándolos con mimo y con las brochas adecuadas podemos conseguir un efecto en las mejillas muy bonito.


Exactamente igual me ha pasado con el trío “Pink Lemonade”, que contiene tres coloretes en tonalidades rosadas y con dos texturas diferentes: dos en polvo y el del medio en crema. Son colores tan potentes que he tenido que tener mucho cuidado al aplicarlo porque me pasaba de intensidad en la mejilla fácilmente.


En ambos la calidad, tal y como ya sabía, me sigue encantando y me parecen opciones de coloretes muy a tener en cuenta aunque ahora estemos inundados de marcas nuevos, así que no dudo en seguir rescatando alguna más. (También los tenéis en formato individual igual de recomendados).


Aunque algunos de los labiales True Color Lipstick sí que he seguido utilizando de vez en cuando, como por ejemplo el precioso tono nude “Liqueur”, en este mes he rescatado el tono “Mystic” que le tenía algo olvidadillo. Es un color morado, de acabado mate, que me ha sorprendido la buena duración que ha tenido con la mascarilla pese a ser un labial en barra y no los típicos líquidos fijos. Así que tendré en cuenta otros tonos que tengo de esta gama y que también llevo un tiempo sin usar.


No he rescatado más productos de Sleek, como alguna paleta de iluminadores (“Solstice”) porque sigo usándolos y no sería un rescate propiamente dicho. En resumen, Sleek es una marca a la que tengo especial cariño porque me recuerda, junto a Kiko, a mis inicios en el maquillaje. Siento que no ha sabido renovarse en los últimos tiempos ni sacar productos que marquen la diferencia con respecto a la competencia, pero eso no quita para reconocer que los que yo tengo antiguos, tienen una relación calidad-precio muy buena. Si bien es cierto que no me quejo en absoluto de su pigmentación o su facilidad a la hora de trabajarlos, también es verdad que en estos años he encontrado fórmulas más sedosas, más pigmentadas si cabe, que se difuminan algo mejor... Y la culpa también de quedar en el olvido es que al final nos gusta probar novedades y descubrir nuevas marcas constantemente. ¿Qué pensáis vosotros? ¿Qué marca hubierais rescatado vosotros?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...